martes, 15 de noviembre de 2011

La miel es gris




El ciclo empieza con tu voz. Tus palabras son la miel
que no se ve, que existe y se ama pero no se puede tocar.
La buena nueva sale de tus labios.


La miel hierve. El creciente sentimiento de tus versos es su punto de ebullición y con escalofríos y gemidos, se manifiesta en los cuerpos.


Se completa el ciclo y le sigue la explosión.
Se llena el espacio de tu ser. De mi ser.
Cuento tus lunares, pecas y manjares al son de cantos de animales de la noche.


Luego otra cara, siempre escondida, aparece. 
En el lado oscuro del círculo se ven cosas distintas.
Te ves diferente. Me miras diferente. Has cambiado. 
Algo que nunca se muestra aparece ante mi.


Oscuridad usualmente se relaciona con frío, pero allí 
no encuentro más que sabores amplios en los poros.


Todo ha cambiado. El negro es blanco y el fin es principio.
Y yo ya no te veo. ¿Estaré ciega? 
Sí, tal vez es eso. Tal vez los cuerpos inertes no estan 
destinados a ver, al menos no con los ojos.

3 comentarios:

P. Vargas dijo...

Sublime me ha encantado. Tantas emociones atrapadas en tus letras, que es imposible no sentirse identificado. No hay nada más maravilloso que esos momentos, en que la oscuridad te envuelve, y te enloquece en los brazos de la persona que amas.

Me alegra estar de vuelta. Buen post, un enorme abrazo!

MarySandel dijo...

Esos cambios tan sublimes se esconden en segundos. La miel aveces se vuelve hiel, o quizas siempre fue hiel pero a uno le sabia a miel

Me encanto, y lo relacione a nostalgia, quizas me proyecte

KagosaVampire dijo...

P.VARGAS
En la oscuridad todo puede pasar...

MARY
Asi son los cambios... a todos nos saben diferente... saludos!

Gracias a ambos por pasar!

KagosaVampire © 2008. Design by :Yanku Templates Sponsored by: Tutorial87 Commentcute